Las cuentas del futbol masculino

Hoy me entero por este artículo en El País de que los equipos de primera (de futbol masculino) deben 627 millones de euros a Hacienda. Para comparación: la suspensión de la ley (ya aprobada) por la que el permiso de paternidad debía haberse aumentado a 4 semanas el 1 de enero pasado ha supuesto (según estimaciones gubernamentales) un ahorro de 200 millones de euros, o sea menos de un tercio de esa deuda.

Parece que los clubes están arruinados pero se siguen endeudando. El Sector Público sigue permitiéndolo y ayudandoles con subvenciones. Es más, ¡se les permite que tengan deudas con Hacienda! Otro ejemplo más de que eso de la austeridad es selectiva, por expresarlo suavemente.

Además, ¿no sería de elemental justicia que se gastara lo mismo en el futbol masculino que en el femenino?. Otra cifra: 3.000 millones de euros se podrían ahorrar eliminando la declaración conjunta en el IRPF, y sin embargo el Gobierno no se cuestiona esa partida que lo único que hace es favorecer a los maridos de rentas medias y altas. ¿Por qué?

Cuando se habla de ‘Presupuestos con perspectiva de género’, muchas veces se elaboran sofisticados discursos. Sin embargo, a mí me parece mucho más simple: los presupuestos públicos están a favor del estatus quo patriarcal; y quienes deciden siguen apostando por mantener ese estatus antidemocráticamente.

Joxean

Además, ¿no sería de elemental justicia que se gastara lo mismo en el futbol masculino que en el femenino?.

No.
El dinero no entiende de género (y mucho menos de igualdad). ¿genera el mismo interés en la sociedad el fútbol masculino que el femenino? ¿Genera los mismos beneficios? (Publicidad, industria a su alrededor, puestos de trabajo..). La respuesta es NO. No deben ser iguales. El fútbol masculino da de comer a mucha más gente y genera más actividad económica. Otra cosa es que te parezca inútil, mal gestionado o injusto, cosa con la que puedo estar de acuerdo.
Obviamente también estoy de acuerdo con el tema de hacienda y todo lo que conlleva, es una injusticia y de verdadera verguenza.
Los presupuestos públicos no están a favor de “estatus quo patriarcales” (o al menos, no en este punto), el dinero no conoce de raza ni de sexo. Los presupuestos están al servicio del “pan y circo” y de aborregarnos lo máximo posible para no cuestionarnos ni criticar nada.

Eva Dora

Hola, acabo de comenzar un blog sobre la situación de la mujer, no me gusta definirlo como feminista, porque la palabra tiene 2 acepciones diferentes, pero me gusta decir que es verdadero y que aparecerán cosas que sorprenderán por lo novedoso de su pensamiento, me gustaría dejaros el link para que podáis seguirlo si os interesa.
Un saludo!
http://lacaradeeva.blogspot.com/

Ana Olego

Felicidades por la página y el análisis del artículo de “El País” que no es sino un ejemplo más de lo que ocurre con “los dineros públicos”.
A Eva Dora:El feminismo sólo tiene una única acepción (la verdadera) que es el movimiento por la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres. Muchas personas que son feministas no se quieren autodenominar como tal, y otras que orgullosas se autodenominan con ese precioso apelativo enarbolan banderas más propias de ideología machista o hembrista que de la igualdad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *